sábado, 15 de diciembre de 2018

Blanca Ramos recuerda a los nuevos colegiados que “tenéis la oportunidad de seguir mejorando la profesión”


El Muy Ilustre Colegio de Abogados de Pamplona acogió ayer, viernes 14 de diciembre,  la solemne ceremonia de juramento o promesa de la función de abogado en la por parte de quienes se han colegiado desde el mes de mayo, con la que se abrió el programa de actos con el que el MICAP conmemora la fiesta de su patrona, la Inmaculada Concepción, y que suponen el cierre de la celebración del bicentenario del Colegio.
Las y los nuevos abogados, con sus padrinos y la Junta de Gobierno del MICAP.
Las abogadas y abogados incorporados  al colegio, acompañados por sus respectivos padrinos, fueron prestando juramento o promesa  ante la Junta de Gobierno del Colegio, presidida por la decana Blanca Ramos, quien les dio la bienvenida y les entregó el diploma acreditativo. Francisco José Arrieta Llorente, Gonzaga Beloso Baselga, Myriam Bueno Calvo, Álvaro Erviti Ilundáin, Mónica González Cascallana, Rebeca González Orayen, Irati Gurruchaga Uribe-Echeverria, Joaquín María Indurain Berrade, Yuliya Kalyuzhyna, Miren Lizarraga Lozano, Julia Isabel Senosiáin Maya, Lidia Solla Sanz, Estefanía Urrutia Ayesa, Marta Ustés Avizanda, Álvaro Antonio Valgañón Domínguez e Uxue Zudaire Epalza recibieron la toga y diversos libros y obsequios.


Cerró el acto la decana, Blanca Ramos, con una intervención en la que recordó a los nuevos colegiados que “no se concibe el Estado de Derecho sin los abogados, somos una parte esencial de la Administración de Justicia, somos un instrumento de civilización. Cuando los conflictos se producen en una sociedad primitiva impera la ley del más fuerte, cuando se producen en una sociedad evolucionada el remedio viene de la mano del Derecho”.

Aprender también de los errores
Añadió que “nosotros, que somos quienes más cerca estamos de la ciudadanos, debemos aconsejarles y tratar de convertir el impulso de la imposición en el de la discusión razonable, no solo porque lo merecen nuestros clientes sino porque lo reclama la sociedad”. La decana indicó que es ahora, en el inicio de la carrera profesional “cuando debéis plantearos qué abogados queréis ser, y quiero proponeros un esfuerzo de comprensión, dedicación a los asuntos, preparación, empatía, humildad, sensibilidad y respeto, no solo a quien nos paga por el trabajo sino también hacia los compañeros y los jueces, que no son menos pero tampoco más que nosotros”.
Blanca Ramos se dirige a los asistentes al acto, entre Beatriz de Pablo y Fernando Azagra. Al fondo Matías Miguel. 
Blanca Ramos indicó a los nuevos colegiados que han elegido una profesión “de largo recorrido” en la que, como en cualquier otra faceta de la vida, “es imposible salir airoso de todos nuestros proyectos, pero de los errores también se aprende. No tengáis prisa, no penséis que el éxito se reduce a números o a una recompensa económica: el éxito de verdad es el trabajo bien hecho”, y les animó a pedir consejo a sus ya compañeros más experimentados, “que pueden serviros de ejemplo y motivación”.

Recomendó, asimismo, asumir solo el trabajo que se pueda abarcar, y advirtió de que “no seremos mejores abogados solo con uno o muchos cursos, con la disrupción digital, llamando a nuestro despacho boutique legal o con marketing, sino con carácter, con integridad, vocación y la experiencia que iréis adquiriendo”.

Destacó Blanca Ramos que el Colegio de Abogados de Pamplona es la institución civil más antigua de Navarra, y que su solera y prestigio no se asienta “sobre tierras movedizas sino sobre cimientos firmes. Ahora formáis parte de su historia y tenéis la oportunidad de seguir mejorando la profesión porque sois el presente y el futuro del Colegio y de la Abogacía”. Por último, les animó a participar tanto en la vida colegial como “en los servicios que prestamos a la sociedad, también en el turno de oficio, que es el máximo exponente de nuestra labor social”, servicio del que dijo “no puede ser vuestra tabla de salvación sino la de vuestros clientes, personas seguramente más vulnerables a las que hay que tratar bien, igual que a los clientes que nos pagan por nuestro trabajo”.

 

© 2014 MICAP Gabinete de Comunicación online. Rediseñado sobre la plantilla Templateism

Back To Top